Detienen a un hombre por profanar tumbas en el cementerio de Almoradí 

El delincuente llegó a revolver los restos óseos depositados en un panteón con la finalidad de sustraer objetos que pudiesen haber sido depositados con los cuerpos sepultados

La Guardia Civil en el marco del Plan nacional contra el robo de cobre, ha llevado a cabo la operación Mezar23, deteniendo a un varón por robar en diversas ocasiones en el cementerio de Almoradí.  El detenido, junto con objetos recuperados, ha sido puesto a disposición del Juzgado de Instrucción nº 3 de Orihuela, que ha decretado su puesta en libertad con medidas cautelares.

A finales de diciembre del año pasado, el Ayuntamiento de Almoradí interpuso ante la Guardia Civil una denuncia por una serie de robos ocurridos durante el mismo mes en un almacén y un cuarto de limpieza del cementerio municipal. Los autores sustrajeron objetos metálicos, provocaron daños en un nicho y se apoderaron dos rosarios en el interior de un panteón, llegando incluso a revolver los restos óseos depositados en el lugar.

En respuesta a la preocupación de la comunidad, el Área de Investigación del Puesto Principal de Almoradí inició la operación Mezar23 con el objetivo de detener al responsable de estos actos delictivos.

Durante la inspección ocular, los investigadores lograron recuperar algunos de los objetos sustraídos a escasos metros del camposanto. Analizando el modus operandi, obtuvieron información que sugería que el responsable transportaba los objetos a pie, lo que llevó a centrar las sospechas en alguien que residiera en las cercanías.

Con una descripción detallada de los objetos robados, se llevaron a cabo inspecciones en chatarrerías y centros de reciclaje de Almoradí y sus alrededores. En un establecimiento local, los agentes recuperaron los objetos sustraídos en el almacén, valorados en unos 300 euros. Además, obtuvieron los datos de la persona que había vendido estos efectos, identificando a un vecino de 43 años con antecedentes por delitos contra el patrimonio.

El 5 de enero, tras acreditar la comisión de siete delitos de robo con fuerza en las cosas y dos contra los sentimientos religiosos, los agentes procedieron a la detención del sospechoso. El individuo, junto con los efectos intervenidos, fue puesto a disposición del Juzgado de Instrucción nº 3 de Orihuela, que decretó su puesta en libertad con la imposición de medidas cautelares.

Esta operación, enmarcada dentro del Plan Nacional contra el robo de cobre, ha permitido a la Guardia Civil devolver la tranquilidad a los vecinos de Almoradí, disipando la alarma social generada por los actos delictivos de este individuo.

Otras noticias de interés

7,727FansMe gusta
2,647SeguidoresSeguir
2,764SeguidoresSeguir
4,530SuscriptoresSuscribirte

últimas noticias

COMENTARIOS RECIENTES