Tres siglos contemplan 134 años de valores y de talento

Contamos la historia que esconde la empresa Verdú Cantó Saffron Spain tras más de 100 años en Novelda

  1. El jazz comenzó a sonar en Nueva Orleans y la Coca-Cola inició su comercialización como un jarabe. Pero muy lejos de todo eso, en Novelda, José Verdú dio paso a lo que sería, 134 años más tarde, una de las empresas con mayor reconocimiento en el sector del azafrán y las especias.
    La historia generacional de esta empresa hay que contarla con José Cantó. Él era el tío de José Verdú y cuando este era pequeño, lo acogió y lo crió como si fuera su hijo. Con el paso del tiempo, y gracias a los conocimientos adquiridos por su tío sobre el comercio de la época, José Verdú, emprende en 1886 su primer viaje a los campos de La Mancha para seleccionar de entre los cultivos las mejores partidas de azafrán y comercializarlos en varios países. En 1921, los hijos de José Verdú, Olegario y Antonio, le suceden en el negocio, que pasa a denominarse ‘Hijos de José Verdú Cantó’. Tras esta tercera generación llegaron Jaime Verdú Cantó y Antonio Verdú Payá, a los que más tarde, en 1999 se les unió la familia Amorós (José Antonio Amorós Martínez) y la familia Durá (Francisco Durá Benyto). En la actualidad, recogen el testigo de Verdú Cantó Saffron Spain Raimundo Verdú, María Consuelo Verdú, José Antonio Amorós y Juan Luis Durá.
    Cinco generaciones; cinco tramos de la historia diferentes que han permanecido unidas a pesar del tiempo y de las dificultades “gracias a la solidaridad entre las familias y apostando por el talento, no dejando de invertir por las tecnologías más punteras y apostando siempre por buscar nuevos mercados”, indicaba Juan Luis Durá, accionista de la empresa.
    Tan grande ha sido la labor de esta compañía que, el pasado mes de abril de 2019, la Cámara de Comercio y la Asociación de Empresa Familiar reconocieron la trayectoria de nueve empresas centenarias de la provincia en el transcurso de la primera Gala de Empresas Centenarias, que se celebró en el Teatro Principal de Alicante. El primer distintivo recayó en manos de la empresa de Novelda Verdú Cantó Saffron Spain. El promotor del Museo Comercial de Alicante y actual presidente de la Asociación Mármol de Alicante, David Beltrá, fue el encargado de entregar el reconocimiento a la empresa especiera.

Verdú Cantó Saffron Spain está ubicada en Novelda, aunque está presente en 58 países de todos los continentes “no hay continente donde no lleguemos”, bromeaba Durá, destacando la fidelidad que presentan al pueblo de Novelda: “La llevamos en nuestro corazón”. Tan grande es ese sentimiento que no contempla el trasladar su principal actividad productiva a otro lugar, a pesar de no tener suelo industrial público en la localidad.
La empresa se ubica en un edificio un tanto peculiar y con mucho encanto. Se trata de una antigua casona de principios de 1900 en la que vivía una familia que regentaba una destilería de licores que hay anexa a la misma. En la casa familiar se ubican las actuales oficinas, con sus diferentes departamentos, y en la destilería desarrollan las tareas industriales. Es curioso ver cómo cada departamento se ubica en una dependencia correspondiente a las antiguas estancias de la casa, adaptándolas a la actualidad para facilitar el trabajo a los empleados.

  1. Pandemia por el Covid-19 y crisis económica mundial. Sin embargo, no es el peor momento de esta compañía: “Para mí el momento más difícil fue después de la Guerra Civil; el relevo generacional fue complicado porque las personas que debían hacerse cargo de la empresa eran adolescentes. El mayor no tenía ni 18 años y su primo era aún más joven. A esa edad, sin adultos que les asesoraran y teniendo que empezar casi de cero supieron salir hacia delante”, explicaba Durá al comentar los tiempos actuales, donde la crisis sanitaria ha generado algunas dificultades, pero sobre todo ha dinamizado el comercio online. Esta situación ha hecho que la gente apueste más por esta modalidad y ha hecho que, esta empresa en particular, siga actualizada y apostando por métodos modernos.
    Sobre el futuro, Durá afirmaba que “se presenta con optimismo” porque son una empresa saneada y tienen un sector muy estable como es el de la alimentación: “Nos quedan bastantes años por delante”. Añadía que la clave para continuar superando obstáculos son el trabajo, el esfuerzo y la innovación: “Hay que perseverar y trabajar duro. No hay que pararse nunca ni detenerse. Hay que apostar por el talento e innovar sin cesar. Con eso ya hay bastante para ir superando los obstáculos. Lo dice una empresa que ha vivido innumerables crisis y momentos difíciles”.

La parte más solidaria

Dentro de su apartado de Responsabilidad Social Corporativa destaca el proyecto “Recetas para el recuerdo”, donde señoras y señores con alzhéimer cuentan cómo cocinaban las recetas de sus madres o abuelas. Todas esas recetas se reúnen en un libro y están interpretadas por el chef y Estrella Michelín, Yayo Daporta. La venta de estos libros están destinadas íntegramente a la lucha contra el alzhéimer.

Otras noticias de interés

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

7,639FansMe gusta
2,647SeguidoresSeguir
2,650SeguidoresSeguir
2,970SuscriptoresSuscribirte

últimas noticias

COMENTARIOS RECIENTES