Este año se ha decidido colocar en el balcón del consistorio una pancarta en apoyo al colectivo, en lugar de la bandera LGTBI

Lectura-de-manifiesto-LGTBIQ-2020
Lectura-de-manifiesto-LGTBIQ-2020

El Orgullo Estatal 2020 está dirigido a la lucha por la igualdad de las mujeres LBT con el eslogan «2020, Mujeres LTB: Sororidad y Feminismo».

La concejala delegada de Igualdad, Paqui Beltrá ha sido este año la que ha iniciado la lectura del manifiesto de apoyo en el Día Internacional del Orgullo LGTBI.

El pasado 6 de julio de 2018 el Consejo de Ministros acordó aprobar y declarar Día Nacional del Orgullo LGTBI el 28 de junio, coincidiendo con el Día Internacional del Orgullo LGTBI.  Con este acuerdo «se refleja la sensibilidad del Gobierno respecto a la dignidad y memoria de todas las personas».

Beltrá destaca que desde el partido Socialista siguen trabajando «en los últimos meses de la anterior legislatura el gobierno del PSOE incorporó a la cartera de servicios básico del Servicio Nacional de Salud el derecho fundamental de igualdad de trato a las mujeres lesbianas en materia de reproducción humana asistida. Asegurando así que la inscripción de los hijos e hijas de estas parejas se produjera sin discriminación alguna».

Ha querido resaltar que la pandemia ha afectado de forma especial a los colectivos más vulnerables, también al colectivo LGTBI.

Con este manifiesto desde el Ayuntamiento quieren:

  • Seguir mejorando e implantando el Plan de convivencia escolar para la igualdad de trato para las personas LGTBI.
  • Trabajar en la nueva realidad que ha traído la pandemia del COVID-19 para construir una sociedad más libre e igualitaria.
  • Solicitar al Registro Civil que se suprima el requisito discriminatorio hacia las parejas de mujeres, que deben estar casadas para inscribir a los nacidos.
  • Reivindicar la aprobación de la Ley Estatal LGTBI que recoja las reivindicaciones históricas de todo el colectivo, de la Ley Integral de Igualdad de Trato y No Discriminación, la Ley Estatal LGTBI, así como una normativa específica contra Delitos de Odio.
  • Instar a las distintas instituciones públicas y privadas a romper con los estereotipos que acompañan a las mujeres bisexuales, lesbianas y transexuales.
  • Exigir impulsar la formación y especialización de las mujeres transexuales para evitar que sigan siendo prostituidas.
  • Solicitar la creación de protocolos específicos en los servicios de ginecología y obstetricia para la atención de las mujeres lesbianas, bisexuales y transexuales, así como la implantación de campañas de prevención en materia de salud sexual para mujeres que mantienen relaciones sexuales con otras mujeres.
Miembros del Colectivo LGTBIQ+ de Novelda
Miembros del Colectivo LGTBIQ+ de Novelda

Por su parte David Castillo, presidente del Colectivo LGTBIQ+ de Novelda, ha querido destacar los discursos de odio, «pues no implica insultos o amenazas directas, implica diferenciar entre matrimonio entre personas heterosexuales y matrimonio entre personas homosexuales; implica dar prioridad a la adopción de parejas heterosexuales sobre homosexuales; implica, además, considerar que las mujeres trans no deberían formar parte del movimiento feminista. Y son estas últimas, las mujeres trans, las que peor lo están pasando últimamente».

Ha recalcado que «no hay cuerpos equivocados; la que se equivoca es la sociedad», terminado el manifiesto pidiendo «respeto a las personas que parecen “diferentes”».

2020, Mujeres LTB: Sororidad y Feminismo
2020, Mujeres LTB: Sororidad y Feminismo

Cerró el turno de intervenciones el alcalde de Novelda, Fran Martínez, «ojalá poco a poco vayamos extinguiendo este tipo de celebraciones, señal de que por fin tendremos una sociedad justa, igualitaria e integradora.

Tras la lectura de los manifiestos el alcalde de Novelda junto a Paqui Beltrá y David Castillo han procedido a la colocación en el balcón del Ayuntamiento de una pancarta de apoyo al colectivo, en lugar de la bandera como se ha hecho siempre, para evitar posibles consecuencias al consistorio tras la decisión del Tribunal Supremo sobre este asunto.

Destacamos la colaboración de los miembros del Tapis, que elaboraron algunas mascarillas para este día y que algunos de los concejales portaban.

A continuación, dejamos los manifiestos completos.

Paqui Beltrá | Concejala Delegada de Igualdad

«MANIFIESTO DEL DÍA DEL ORGULLO LGTBI 2020»

Paqui Beltrá | Concejala Delegada de Igualdad
Paqui Beltrá | Concejala Delegada de Igualdad

El 6 de julio de 2018 el Consejo de Ministros acordó aprobar y declarar Día

Nacional del Orgullo LGTBI el 28 de junio, coincidiendo con el Día Internacional del Orgullo LGTBI. Este hito histórico en la sociedad y política española reflejaba la sensibilidad del Gobierno respecto a la dignidad y memoria de todas las personas.

Asimismo, el gobierno estableció la corresponsabilidad con las Comunidades Autónomas para trabajar en un Plan Estratégico de convivencia escolar en el cual se impulsa la igualdad de trato en las instituciones educativas entre personas con distintas orientaciones sexuales.

Hace 15 años, un Gobierno Socialista convirtió en derechos e igualdad real una de las grandes reivindicaciones del activismo LGTBI: el matrimonio entre personas del mismo sexo. Esta ley hizo posible que nuestro país devolviese la dignidad debida a las personas LGTBI.

Pero seguimos trabajando y no nos resignamos; ejemplo de ello es que en los últimos meses de la anterior legislatura el gobierno del PSOE incorporó a la cartera de servicios básico del Servicio Nacional de Salud el derecho fundamental de igualdad de trato a las mujeres lesbianas en materia de reproducción humana asistida. Asegurando así que la inscripción de los hijos e hijas de estas parejas se produjera sin discriminación alguna.

Este año 2020, por todo lo sufrido debido a la pandemia, queremos resaltar que ha afectado de forma especial a los colectivos más vulnerables, también al colectivo LGTBI. Hemos visto como el confinamiento ha agravado problemáticas ya existentes del colectivo LGTBI: situaciones muy conflictivas, sobre todo entre los y las más jóvenes, dentro de sus hogares cuando no respetan su orientación sexual, aumento de la violencia intragénero, aumento del sentimiento de soledad no deseada en un colectivo que vive ya de por sí en soledad de forma considerable, etc.

La responsabilidad ha hecho que las reivindicaciones del colectivo LGTBI no vayan a inundar las calles y plazas de toda España como en otros años. Y a pesar de que el interés común por la salud pública prevalece, esto no impide que sigamos reivindicando y trabajando con la misma intensidad y mediante el activismo en redes o en nuestro día a día. Conseguiremos así una sociedad con igualdad de derechos reales, dignidad y respeto para todas las personas del colectivo LGTBI.

Este año el Orgullo Estatal está dirigido a la lucha por la igualdad de las mujeres LBT con el eslogan “2020, Mujeres LTB: Sororidad y Feminismo”. Y es que dentro del colectivo LGTBI las mujeres son las grandes invisibilizadas y en algunos casos, hasta olvidadas.

En el informe La Cara oculta de la violencia hacia el colectivo LGTBI, se indica que el 72% de las víctimas registradas de violencia por orientación sexual contra nuestro colectivo fueron hombres gais frente a un 21 % de mujeres lesbianas, y un 2% de personas bisexuales. Y es que, de acuerdo con Violeta Assiego “los hombres gais están más reconocidos y se sienten legitimados a denunciar”. Como explica la ILGA; “una de las primeras demandas de los hombres homosexuales fue la visibilidad, el reconocimiento de la figura gay… y lo lograron. Pero en el caso de las mujeres lesbianas hay aún una intención social de invisibilizar… parece que sean fantasmas”. Asimismo, las mujeres transexuales también son presas de la discriminación y la desigualdad, atendiendo especialmente a la dificultad por incorporarse al mercado laboral.

No debemos permitir que se borre de la Memoria Histórica del activismo LGTBI a todas las mujeres Lesbianas, Transexuales y Bisexuales que durante tanto tiempo lucharon mano a mano con sus compañeros para conseguir una sociedad en la que todas las personas LGTBI tuvieran derechos e igualdad real.

Las mujeres que se reivindican subvierten el orden del sistema; porque somos la mayoría social, pero no formamos parte de la mayoría dominante.

Por todo ello solicitamos e instamos a lo siguiente:

  • Sigamos mejorando e implantando el Plan de convivencia escolar para la igualdad de trato para las personas LGTBI.
  • Trabajemos en la nueva realidad que nos ha traído la pandemia del COVID-19 para construir una sociedad más libre e igualitaria.
  • Solicitamos al Registro Civil que se suprima el requisito discriminatorio hacia las parejas de mujeres, que deben estar casadas para inscribir a los nacidos.
  • Reivindicamos la aprobación de la Ley Estatal LGTBI que recoja las reivindicaciones históricas de todo el colectivo, de la Ley Integral de Igualdad de Trato y No Discriminación, la Ley Estatal LGTBI, así como una normativa específica contra Delitos de Odio.
  • Instamos a las distintas instituciones públicas y privadas a romper con los estereotipos que acompañan a las mujeres bisexuales, lesbianas y transexuales.
  • Exigimos impulsar la formación y especialización de las mujeres transexuales para evitar que sigan siendo prostituidas.
  • Solicitamos la creación de protocolos específicos en los servicios de ginecología y obstetricia para la atención de las mujeres lesbianas, bisexuales y transexuales, así como la implantación de campañas de prevención en materia de salud sexual para mujeres que mantienen relaciones sexuales con otras mujeres.

David Castillo |Presidente del Colectivo LGTBIQ+ de Novelda

«Manifiesto proLGTBIQ+»

 David Castillo | Presidente del Colectivo LGTBIQ+ de Novelda
David Castillo | Presidente del Colectivo LGTBIQ+ de Novelda

No me gusta estar aquí y tener que leer esto, porque estar aquí y leer esto significa que queda aún mucho camino por recorrer. Estamos en el año 2020 y seguimos viendo vulneraciones de derechos humanos a personas del colectivo LGTBIQ+ por el mero hecho de ser como son. Vulneraciones de derechos que van desde agresiones físicas a discursos de odio. Y quiero hablar un poco de esto último, pues el discurso de odio no implica insultos o amenazas directas. El discurso de odio implica diferenciar entre matrimonio entre personas heterosexuales y matrimonio entre personas homosexuales; implica dar prioridad a la adopción de parejas heterosexuales sobre homosexuales; implica, además, considerar que las mujeres trans no deberían formar parte del movimiento feminista. Y son estas últimas, las mujeres trans, las que peor lo están pasando últimamente. Ha vuelto a la palestra, gracias a la política y a personajes de cierta influencia cultural, la postura que no quiere que las mujeres trans participen en el feminismo porque “no son tan mujeres”. Y desde aquí nunca me cansaré de repetir lo siguiente: un pene no te hace hombre y una vagina no te hace mujer; un pene te hace macho y una vagina te hace hembra; pero la masculinidad y la feminidad son construcciones sociales. Ya Simone de Beauvoir decía en El Segundo Sexo: “No se nace mujer, se llega a serlo”. Y ni siquiera los genitales definen el ser macho o hembra. La vida no es blanca o negra, sino que es como la propia bandera multicolor, tiene una gama amplísima de colores que puede abrumar. Hay personas que tienen cuerpos con características sexuales de ambos sexos, esa es la I de LGTBIQ, intersexualidad. Y lo que quiero dejar claro es que no hay cuerpos equivocados; la que se equivoca es la sociedad. La sociedad que durante la historia se ha construido como un gran puzle en el que cada uno tiene que encajar. Sin embargo, nuestra visión de la sociedad no es un puzle, sino un amplísimo lienzo en blanco en el que no hay que encajar, sino un espacio infinito donde cada uno se pinta como se siente y como quiere.

Agrupaciones políticas nos llaman lobby, mafia, secta… Y toda una lista de adjetivos descalificativos que resultan ridículos. No tenemos una sola manera de ver la vida, ni somos sectarios, ni excluimos a nadie. Luchamos por derechos humanos de un enorme sector de la sociedad que aún ni los huele, sin quitárselos a nadie. Por eso, quiero dar las gracias a los padres que, como los míos, solo quieren el bien para sus hijos y les dejan vivir libres sin importar su identidad de género o su sexualidad, importándoles solo la felicidad de su prole. Del mismo modo, si hay familias que tengan a alguien más joven del colectivo y no lo quieren ver o aceptar, les digo que lo hagan. Las cifras de suicidio han aumentado un 60% en los últimos 45 años. «Los intentos de suicidio entre los jóvenes LGBTI son de tres a cinco veces más numerosos que entre los jóvenes en general. De media casi 50 jóvenes LGBTI se suicidan en España cada año, y otros 950 jóvenes LGBTI lo intentan. No sé si queremos seguir contribuyendo a esto, pero desde luego es un drama. Un drama que se supera escuchando, queriendo, aceptando y abriendo la mente cuando alguien a quien amamos nos confiesa cómo se siente realmente. Y si no queremos escucharlo o no queremos aceptarlo, igual es que no los amamos tanto.

Termino este manifiesto pidiendo algo que me da vergüenza tener que pedir: pido respeto a las personas que parecen “diferentes”; pido que aprendamos a escuchar y a respirar antes de ofrecer un juicio alterado; pido que nos calmemos, que nos respetemos y que nos queramos más y mejor. Así y solo así haremos avanzar a esta sociedad que sigue con cadenas que la atan a tiempos pasados más oscuros. Y nosotros estamos aquí para dar esa luz.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí