Un profesor de Novelda gana el premio a la innovación en «flipped classroom»

Esta metodología apuesta por las «clases al revés» para que los alumnos hagan los deberes en clase y las clases en casa.

Aarón Asencio (28) es natural de Crevillente, pero ejerce como profesor de quinto curso en el colegio San José de Cluny de Novelda, y recientemente ha recibido el galardón educativo a la innovación del Congreso Europeo por su experiencia en «flipped classroom», una metodología que apuesta por las «clases al revés». Es decir, los alumnos hacen los deberes en clase y dan las clases en casa.

Este método consigue, por un lado, que «los alumnos no pierdan la atención, ya que las clases se desarrollan trabajando», y por otro, que «el profesor sepa en todo momento cuál es el nivel de cada alumno y en qué tienen exactamente dudas», explicaba Asencio. El funcionamiento es muy sencillo. El profesor graba vídeos de entre 4 y 5 minutos donde explica la materia referente a cada unidad, y los cuelga en una página web (http://aaronasencioferran.wixsite.com/) para que sus alumnos puedan verlos. Una vez visionado el vídeo, tienen que rellenar un cuestionario en el que demuestran si han aprendido o no los contenidos. Este cuestionario se remite automáticamente al docente, que puede analizar así el nivel individual de cada uno y conocer por qué no han entendido la materia. Una vez en clase, estos conocimientos se refuerzan con los tradicionales «deberes», es decir, haciendo ejercicios y dinámicas de grupo. De esta forma, «el tiempo del aula se aprovecha para metodologías activas», remarcaba el profesor.

El objetivo, por tanto, es conseguir «adaptar la enseñanza al siglo XXI», utilizando las nuevas tecnologías y aplicando una metodología que capta de una manera más efectiva la atención de los escolares.  «Cuando empecé a dar clases me di cuenta que los alumnos no eran los protagonistas del aprendizaje», señalaba Asencio, «por lo que decidí cambiar la metodología y me interesé por flipped classroom». Desde hace un par de años es su forma de dar clase, y «los alumnos y sus familias están encantados», ya que «los que iban bien en clase siguen igual, pero los que no iban tan bien, han mejorado mucho», asegura Aarón Asencio, que remarcaba también que «se han reducido mucho los conflictos porque nadie se aburre en clase».

Esta forma de organizar las clases es, sin duda, más laboriosa que la tradicional, pero «creo que es necesario que cambie el rol del profesor en el siglo XXI. No podemos enseñar a los alumnos como se hacía en el siglo XX», según Asencio. De hecho, y para ganarse todavía más a sus alumnos, este profesor los involucra en la metodología, contando con ellos para grabar sus vídeos e incluso para que le hagan llegar chistes con los que luego empieza sus vídeos.

Esta forma de ver la enseñanza tiene, por supuesto, sus retractores, algo que Aarón Asencio achaca a que «trabajar así es tocar la zona de confort de muchos profesores», pero «yo animo a todos a probarlo, porque siempre nos estamos quejando de los malos resultados de la enseñanza en España pero nunca hacemos nada para cambiarlo».

También para quienes no tengan Internet

El método de Aarón Asencio tiene en cuenta también a los niños que no tengan acceso a Internet para ver los vídeos. «En estos casos les haría llegar el material para que lo puedan reproducir en otros dispositivos como televisiones, ordenadores o tablets», comentaba el profesor, «aunque nunca me he encontrado con este problema», matizaba. También tiene pensado el caso de que los alumnos no tengan ningún dispositivo capaz de reproducir los vídeos. En este caso, dispondrían de un espacio en el colegio para poder ver el vídeo antes de la clase y poder incorporarse así junto al resto de compañeros. 

1 COMENTARIO

  1. Queremos una educación con Finlandia, que hay algunos colegios que se llenan la boca con esta palabra, muy facil. En los exámenes de selectividad la nota media la mas alta para ser profesor, es lo que sucede en Finlandia y así nada de tonterías, buenos profesores, y buenos alumnos, pero con los profesores que hay en la mayoría de los colegios, no hay nada que hacer, los de los colegios concertados, entran a dedo, así sin oposición…. que lastima de educación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí