Pleno ordinario de octubre

El Pleno aprobó la modificación de diferentes impuestos como el IBI, así como el último trámite para la desafección de los terrenos de la Ronda Norte de Novelda.

La sesión de octubre comenzó con el debate para la modificación de diferentes  impuestos por parte del equipo de gobierno. El primero, y el que más afecta a los ciudadanos y del que depende el 30% de los ingresos municipales, fue el de Bienes Inmuebles (IBI). En este caso, el responsable económico del Ayuntamiento, Ricardo Moreno, insistía en que «queda congelado» por tercer año, por lo que «más del 90% de los ciudadanos seguirá pagando lo mismo que en 2016». Además, la propuesta del equipo de gobierno pasa por gravar en un 50% la cuota a viviendas vacías propiedad de bancos, empresas inmobiliarias vinculadas a la banca y entidades financieras «para facilitar el acceso a una vivienda digna a todos los ciudadanos». Compromís per Novelda no apoyó la propuesta porque «no es cierto que se congele el IBI», reprochando que «la bajada del tipo impositivo puede tener consecuencias negativas al repercutir en la subida de otros impuestos». Moreno respondió que «la diferencia real de un recibo a otro demuestra que sí está congelado», recordando que «fue cuando ustedes gobernaban cuando más se subió este impuesto en Novelda». Por su parte, el PSOE presentó una enmienda para la bonificación de familias numerosas, que fue aceptada por el equipo de gobierno. Finalmente contó con el apoyo de todos y la abstención de Compromís.

Estas modificaciones también afectan al Impuesto de Vehículos, que estará bonificado hasta en un 95% en vehículos de más de veinticinco años cuyos propietarios sean pensionistas, jubilados, parados de larga duración o con ingresos equivalentes al salario mínimo. Guanyar Novelda detectaba que se elimina –por error- la bonificación a los vehículos híbridos, por lo que pedía su rectificación. Contó con el apoyo de todos los grupos.

Por otro lado, se llevó a debate también la modificación del Impuesto de Actividades Económicas, que solo afecta a empresas con volumen de negocio superior al millón de euros y se adapta a la regulación más reciente, introduciendo dos nuevas categorías fiscales con un tramo muy reducido para las empresas que quieran instalarse en la zona de El Pla y nuevas exenciones que hasta ahora no estaban reguladas. Compromís per Novelda votó en contra porque «no podemos estar de acuerdo con una subida del 10% de media en este impuesto». Contó con el apoyo del resto de grupos.

En cuanto al Servicio de Recogida de Residuos Sólidos Urbanos, el equipo de gobierno ha incluido una separación de las cuotas de recogida y tratamiento con el objetivo de «hacer cumplir las exigencias del Ministerio», según Moreno. Guanyar Novelda mostró su voto en contra y planteó una enmienda –que se aprobó porque la concejala de UPyD Maribel Becerra rompió la disciplina de voto y apoyó esta propuesta para mejorar la bonificación a pensionistas-, así como Compromís per Novelda, que anunció que «estamos pensando en impugnarlo». Además, todos los grupos de la oposición criticaron las bonificaciones que plantean por «no ayudar a quienes realmente lo necesitan». Al final salió adelante con los votos en contra de Compromís.

La última tasa a modificar fue la de Prestación del Servicio de Mercado, que establece la domiciliación bancaria obligatoria a todos los «para hacer más efectiva su recaudación». Se aprobó por unanimidad

El siguiente punto fue la autorización del gasto para la ejecución de la obra «Mejora de la Red Viaria de Novelda», una obra subvencionada al 55% por la Diputación de Alicante con un presupuesto de 750 mil euros. Desde Compromís per Novelda lamentaban que «no sea financiada al 100%», por lo que pedían al alcalde que «traslade esta queja al gobierno provincial» y exija que cumplan con el calendario previsto inicialmente.

Por otro lado, se aprobó dos nuevas modificaciones de créditos por un importe total de 450 mil euros. La primera estaba encaminada a llevar a cabo diferentes actuaciones de mejoras en infraestructuras. La oposición se abstuvo en la votación porque «no estamos de acuerdo en algunas de estas actuaciones, aunque sí en otras», insistiendo en que se deberían hacer más obras para mejorar la accesibilidad del municipio. La segunda es para la amortización de uno de los 19 préstamos que tiene a día de hoy el Ayuntamiento. Tampoco contó con el apoyo de la oposición. Guanyar Novelda les acusó de «acabar con el espíritu del Fondo de Cooperación Municipal» por el que se asumió ese préstamo, ya que está dirigido para la dotación de servicios, y desde el equipo de gobierno defendieron que «es necesario amortizar préstamos para seguir mejorando nuestra economía».

El pleno aprobó también una nueva modificación de las normas subsidiarias de Novelda para desafectar definitivamente la Ronda Norte de Novelda. El concejal de Urbanismo, Francisco J. Cantos, se mostraba agradecido por «haber conseguido desbloquear este problema histórico para los vecinos de esta parte de la ciudad».

Para terminar con el debate del orden del día, se aprobó la ordenanza municipal de prevención de la contaminación acústica por la utilización de dispositivos ahuyentadores de aves en tareas agrícolas. Una ordenanza que «no se ha creado con la intención de ingresar dinero, sino para evitar enfrentamientos entre agricultores», según el concejal de Medio Ambiente, Francisco J. Cantos.

Mociones

Guanyar Novelda presentó una moción para que las asociaciones puedan desarrollar sus actividades sin problema, utilizando el seguro de responsabilidad civil del Ayuntamiento, así como el uso de ambulancias de Cruz Roja a través del convenio con el consistorio. Por otro lado, pidieron que el Ayuntamiento se sume a las reivindicaciones de UGT y CCOO para la mejora de las pensiones. No contaron con el apoyo del equipo de gobierno.

Compromís per Novelda, por su parte, solicitaba que el Pleno pida a la Diputación de Alicante que pague lo que debe de diferentes planes pendientes a los municipios, entre ellos Novelda, y un reparto más justo de las subvenciones, pero no contó con el apoyo del equipo de gobierno. Y, como moción de urgencia, presentaron su condena a la decisión del gobierno español de utilizar a la Policía Nacional y Guardia Civil contra el referéndum del 1 de octubre en Cataluña. No hubo debate porque «creo que no es el mejor día para debatir sobre este problema», según el alcalde, Armando Esteve.

Por último, el PSOE presentó una moción de adhesión del Ayuntamiento al pacto contra la violencia machista de la Generalitat Valenciana que fue aprobada por unanimidad. También pidieron el apoyo para un nuevo modelo salarial para España, pero no obtuvo el apoyo del equipo de gobierno.

VÍDEO DE LA EMISIÓN EN DIRECTO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí