La Guardia Civil recupera 250 kilos de alcachofas sustraídas en Novelda y Aspe

Los agentes localizaron a dos personas vendiendo las hortalizas, valoradas en unos 1.500 euros, en el mercadillo municipal de La Algueña.

Con motivo de la campaña de recogida de alcachofas en los municipios de Novelda y Aspe, el Equipo ROCA de la Compañía de la Guardia Civil de Ibi, así como los agentes pertenecientes a la Guardia Civil de estos municipios, han realizado unos servicios especiales para la prevención del robo de este producto y para la investigación de posibles hechos delictivos relacionados con esta hortaliza.

Gracias a estos servicios de vigilancia, y a la colaboración ciudadana, se ha conseguido esclarecer 5 delitos de hurto de alcachofas, cometidos en estas dos localidades, siendo una de las personas investigadas imputada tres veces diferentes en tan solo dos semanas por tres hechos del mismo tipo.

El modus operandi siempre era el mismo. Los hurtos se cometían en horario diurno, en explotaciones agrícolas sin vallar y, generalmente, no ascendían a grandes cantidades. Se da también la peculiaridad de que solían ocurrir en días anteriores a su venta en mercadillos cercanos.

Además del perjuicio de la hortaliza sustraída, hay que añadirle el daño causado a la planta, ya que, al no cortar adecuadamente la alcachofa, la planta queda inutilizada para la campaña posterior, lo cual aumenta exponencialmente las pérdidas del agricultor.

Las alcachofas sustraídas son de la variedad «Calico», que se produce de forma exclusiva en esta zona y, debido a su gran tamaño, su peso (unos 800 gramos por pieza) y su inusual forma, son fácilmente reconocibles. Esta variedad es exportada en su totalidad a países del norte de Europa, por lo que la finalidad de su producción no es ser vendida en mercadillos de la provincia de Alicante.

Es por esta razón que, tras inspeccionar los mercadillos semanales de diferentes localidades del Vinalopó, como Sax, Novelda, Monóvar, Petrer, Monforte del Cid, Elda y La Algueña, se localizaron, en este último municipio, las alcachofas sustraídas, anteriormente descritas. Cabe destacar que toda la hortaliza sustraída ha sido recuperada en su totalidad, ascendiendo a más de 250 kg, con un valor aproximado de 1.500 euros. Si bien, debido a que la misma fue hurtada antes de terminar su crecimiento y que ésta estaba tratada con herbicidas, tuvo que ser destruida, por no ser apta para el consumo.

Como resultado, se ha detenido a 2 personas, de 29 y 30 años y se está investigando a otras 3, de 37, 40 y 42 años, todos ellos españoles, por un total de 5 delitos de hurto, cometidos entre enero y marzo de este año 2019. Todas estas personas ya han sido puestas a disposición judicial, quedando en libertad provisional con cargos, a la espera de juicio.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí