Mujeres fuertes, valientes y emprendedoras en Novelda

Todas ellas son de Novelda y cada una tiene su historia particular, pero coinciden en que el verdadero problema de la desigualdad reside en la educación

María Jesús Fuerte, primera Policía Local en Novelda y en la comarca

foto maria jesus fuerte

María Jesús Fuerte es noveldense y fue la primera mujer que trabajó en la Policía Local de Novelda, consiguiendo hacerse su hueco en una profesión en la que, hasta el momento, predominaba la figura masculina.

Su familia, de “mucho sentido común”, según nos confiesa María José, siempre la apoyó y nunca se opusieron a que se dedicara a una profesión “potencialmente peligrosa”. Es por eso que en 1988, con 23 años, se presentó a las oposiciones y, superándolas con éxito, fue la primera mujer tanto en Novelda como en la comarca que entraba a formar parte de la Policía.

En aquel entonces, pese a que se quería incluir a mujeres en trabajos en los que hasta entonces estaban “vetadas”, María Jesús vivió momentos en los que los hombres, “por ser mujer, no me querían hacer caso por el estatus de superioridad”. Ante estas situaciones, lo esencial es “no perder el control y dejar clara cuál es mi posición porque en ese momento me tienen que ver como un agente de la autoridad, no como a una mujer”.

Tras seis años en la localidad, se trasladó a Alicante donde, desde 1993, trabaja como agente. Allí pudo elegir entre llevar uniforme con falda o con pantalón gracias a “lo mucho que lucharon mis compañeras” que también consiguieron que las mujeres realizasen las mismas actividades que los hombres.

Hoy en día se presupone que “todos entran con las mismas condiciones”, y en esto mucho tiene que ver la educación, pues es la base de una igualdad eficaz, pero la verdad es que, en Alicante, hay 32 comisarios oficiales y solo 4 mujeres desempeñando ese mismo puesto de trabajo. Y tantas mujeres que esperamos, no tengan que seguir demostrando su valentía como lo hizo María José en su momento, sino que “valor se le suponga” a todas y cada una de ellas.

 

Nadia Castelló, emprendedora y propietaria de Belladona

foto nadia

Nadia Castelló es la propietaria de Belladona gracias a que decidió emprender y abrir esa floristería en la que durante tanto tiempo había estado soñando. Así, pasó a ser su propia jefa y a dejar que solo su creatividad y la pasión que siente por las plantas sean las únicas que influyan en sus trabajos. 

Comenzó dedicándose al sector del turismo aunque las plantas eran esa “vocación que siempre estaba ahí” y que “he heredado de mi bisabuela”, cuenta Nadia. Por ese motivo, tras estudiar en una escuela-taller de jardinería, hacer un grado superior de botánica y trabajar durante algún tiempo en una floristería, “me arriesgué y decidí hacerlo”.

Nadia abrió las puertas de Belladona en abril de 2017 intentando alejarse del miedo que ya de por sí surge al enfrentarte a situaciones que no sabes cómo van a ir, pero teniendo siempre el respaldo de las voces que le decían “tú puedes”. Tras casi un año después, reconoce sentirse feliz ya que está donde quería estar pese a que ser joven y emprender no implique recibir subvenciones o ayudas, además de tomar la gran decisión de tener hijos o seguir adelante con el negocio y vivir “día a día con los típicos micro machismos que están en el aire”.

Mostrándose positiva, considera que esa desigualdad que nos encontramos a diario se diluirá de manera generacional gracias a la evolución y, principalmente, a la educación que se recibe tanto en el colegio como en nuestras casas, ya que el problema acaba siendo una “cuestión tanto social como familiar”.

Por el momento, Nadia prefiere “no anticiparse a lo que todavía no ha pasado”, teniendo claro que “no vivimos para siempre”, por lo que hoy, en realidad, “es un día menos” que no quiere desperdiciar. En este sentido, acudirá a la manifestación del día de la mujer que se celebra hoy en Alicante para que tanto su voz como la del resto de mujeres sea escuchada.

 

Candi García, reconocida atleta con una trayectoria inigualable

foto candi garcia

Candi García tiene muchos títulos a sus espaldas que reconocen el sacrificio que diariamente lleva a cabo con los entrenamientos y la alimentación y que compagina con su familia.

El deporte siempre ha estado vinculado a la figura masculina, pero Candi García ha sido una de las personas que han roto los estereotipos marcados participando en las mismas carreras y compitiendo con la misma intensidad que los hombres. Todo empezó cuando, 9 años atrás, vio el Cross Subida al Santuario y decidió que se la prepararía para el año siguiente. A partir de ahí comenzó a entrenar y, tres meses después, ganó la primera carrera en la que se presentaba. También cumplió lo prometido, y no solo corrió la subida al Santuario, sino que se convirtió en la primera local en entrar a meta.  

Empezó a correr por libre, después estuvo un par de años en el Club Atlético Carmencita, pero se fue ya que no había chicas para hacer grupo. Después, la llamaron del Club Atletismo Crevillent donde hizo un buen equipo con el que ganaban casi todo. Tras dos años, se fue un año a Guadalest y de ahí pasó al Club Atletismo Elda en el que lleva ya 3 años “y ahí lo que se le da a un chico, también se le da a una chica, no hay diferencias”.

Durante todo este tiempo, Candi se ha sacrificado para obtener buenos resultados en las competiciones, y su marido siempre ha sido un apoyo fundamental, además del encargado de prepararle la mochila para las carreras y de acompañarle en los entrenos más duros. También, en un grupo de compañeros, la corredora noveldense encontró un equipo con el que salía a correr todas las mañanas.

Ahora que tanto mujeres como hombres compiten, aunque en diferentes categorías, la organización de las carreras pone de su parte para que haya igualdad entre todos los corredores. Por su parte, Candi cree que las únicas desigualdades que se puede encontrar en las carreras son que para que corra la categoría masculina “dejan el doble de una calle y un huequito muy pequeño para las mujeres”, y que antes de salir, un corredor se te ponga delante, pero “es un tema de educación porque siempre está el que te respeta, y también está el que te aparta y luego se queda detrás de ti”.

 

Claudia Payá, agente exclusivo de Santalucia

foto claudia

Claudia Payá estudió magisterio, pero finalmente se decantó por dedicarse al negocio familiar que sí podía darle un puesto de trabajo. Así, se puso al frente de una empresa de seguros en Novelda con las ganas y la fuerza de una mujer joven.

Claudia quería ser maestra, y por eso mismo estudió magisterio en su momento. Sin embargo, sus ganas por dar clase no correspondían con la situación laboral y “viendo que no había trabajo”, decidió seguir el camino profesional de la familia que siempre había estado totalmente vinculado con los seguros, y del que “entiendo más o menos”, e hizo por buscar una posibilidad que le permitiera trabajar “de algo que conozco”.

De esta forma, y gracias a lo que “había aprendido de mis padres y, sobre todo, de mi hermano”, nos pusimos en contacto con Seguros Santalucía que abrió una agencia exclusiva en Novelda y en la que, actualmente, Claudia es agente exclusivo.

En todo momento, reconoce el apoyo que ha sentido por parte de la compañía que ven en ella “una persona con ganas”. Sin embargo, en algunas ocasiones tiene que hablar con personas mayores que “no entienden que una chica joven les esté explicando cualquier cosa” y prefieren que “les atienda un chico, da igual la edad que tenga”. Aun así, Claudia asegura que tanto hombres como mujeres pueden realizar igual de bien su función en la empresa aunque, a nivel general, “no hay igualdad”.

Para poner solución a esta situación, “creo que hay que trabajarlo desde la educación inculcando y favoreciendo a que tanto niños como niñas hagan lo mismo”. Siguiendo ese proceso desde la base, Claudia considera que llegará un momento en el que “no será raro ver a un chico trabajando en un cole ni a una chica en los altos cargos de una empresa”.

 

Bienvenida Algarra, Concejala de la Mujer

Desde la Concejalía de la Mujer, y como todos los años, se ha organizado una programación con motivo del día internacional de la mujer, donde se conciencia y sensibiliza de la importancia de la igualdad entre hombres y mujeres. Cada vez la sociedad va tomando más concienciación sobre la necesidad de equiparar los derechos entre hombres y mujeres en los ámbitos de nuestra sociedad actual como son:

  • Reducir las necesidades existentes en el ámbito laboral.
  • Apoyar la Conciliación laboral y familiar.
  • Erradicar la violencia que sufren las mujeres, por ser la manifestación más extrema de la desigualdad.
  • Potenciar la participación de las mujeres los ámbitos de la sociedad actual.
  • Promover los medios para la inclusión  social y laboral de las mujeres con discapacidad.

En este momento social tan relevante, desde la Concejalía de la Mujer, apuestan fuertemente por la implicación y concienciación de  todas las mujeres que están viendo vulnerados sus derechos  a nivel mundial, por el mero hecho de ser mujeres.

Otras noticias de interés

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

7,566FansMe gusta
2,647SeguidoresSeguir
2,650SeguidoresSeguir
2,830SuscriptoresSuscribirte

últimas noticias

COMENTARIOS RECIENTES