Fruit Attraction, el escaparate perfecto para Uvas del Vinalopó a través de la empresa Antonio Berna e hijos

La organización Uvas del Vinalopó, integrada por Uvas del Valle de Aspe; Frutas Monforte; Miralles Riquelme, Hipólito; Alted Abad, Manuel y Antonio Berna e Hijos, llega hasta Fruit Attraction para dar a conocer su amplia variedad de uva de la mano de Antonio Berna, gerente de la empresa Antonio Berna e Hijos, que estuvo al frente del stand.

El estado del sector de la uva, según Antonio Berna, suele tener poca oscilación y depende, básicamente, de la producción y la calidad de cada temporada. “Este año tenemos entre un 25% o 30% menos de cosecha, a parte del daño que ha hecho el pedrisco y de unos precios altos como consecuencia de la pérdida de producción”. Aun así, esta empresa con sede en Monforte del Cid siempre saca tiempo y ganas para dar a conocer su producto a nivel internacional y lo hace, entre otras cosas, acudiendo por noveno año consecutivo a esta feria en la que, para Berna, se cuida bastante que únicamente puedan acceder a ella quienes estén realmente interesados y sean profesionales del sector. “Aquí lo que se busca es un contacto provechoso y directo entre la producción y el comercio, con el fin de poder hacer negocios”. Además, esta feria les da la posibilidad de encontrar contactos de otros países a los que antes no les era posible mandar sus productos y, ahora, pueden hacerlo gracias a los servicios de trasporte y las condiciones de viaje de variedades como Red Globe, Aledo o Napoleón.

Y precisamente, esas variedades de uva: Red Globe, Aledo y Napoleón, junto a la Doña María, son las que llevaron hasta esta novena edición de Fruit Attraction, ya que son las que están comercializando en este momento.  Con estos productos, junto al resto de variedades que no llevaron a feria porque estaban fuera de temporada, las empresas del Vinalopó dominaban Europa hace unos años. Hoy por hoy, otros países se han impuesto y se importan producciones de ultramar que llegan antes al mercado y “esto hace que cada vez tengamos una competencia más fuerte”. Sin embargo, la zona del Vinalopó tiene un elemento diferenciador que proyecta calidad y sanidad en sus productos: el embolsado de la uva. “Eso es lo que tenemos que vender, porque al fin y al cabo todas las uvas se componen de granos, unas sin semillas y otras, como las nuestras, con semillas, pero con mayor sabor”, realza Berna.

Mirando hacia el futuro y con el objetivo de seguir cultivando uvas, Berna cree que el próximo paso que se dará en este fruto tan preciado en nuestras tierras será el de conseguir uvas sin semillas, aunque “aquí costará un poco más porque tenemos el microclima especial que nos permite el embolsado y es un hándicap para producir estas variedades de uvas sin semillas”.

Otras noticias de interés

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

7,567FansMe gusta
2,647SeguidoresSeguir
2,650SeguidoresSeguir
2,830SuscriptoresSuscribirte

últimas noticias

COMENTARIOS RECIENTES