Antonio Lafuente: «Jorge Juan llegó a mi vida por casualidad»

El pasado viernes la sede de la Asamblea Amistosa Literaria de Novelda acogió la última conferencia de estas VIII Jornadas de la Ilustración, en este caso impartida por Antonio Lafuente Mazuecos, doctor en Ciencias Físicas, Investigador Científico del Instituto de Historia del Centro de Ciencias Humanas y Sociales, CSIC y muy conocido en Novelda por ser el autor del libro «Los caballeros del punto fijo», donde relata la historia de Jorge Juan en su expedición para medir el meridiano terrestre al ecuador.

El acto tuvo lugar en la Sede de la Asamblea Amistosa Literaria de Novelda. Esta conferencia puso fin a las VIII Jornadas de la Ilustración que la Asamblea Amistosa Literaria de Novelda ha venido desarrollando durante todo el mes de septiembre para conmemorar el V Centenario de la Primera Vuelta al Mundo.

Antonio Lafuente fue el invitado para clausurar el turno de conferencias en el que destacaba que «lo que me emociona es el trabajo invisible, pero imprescindible para que puedan suceder las cosas». Afirma que Jorge Juan llegó por casualidad a su vida, Lafuente quería hacer una tesis doctoral, quería saber si en España había existido ciencia alguna vez, y por qué España era un país distinto al resto de los europeos, y por ello, escogió a un personaje importante, como Jorge Juan, para demostrar por qué la ciencia tuvo éxito.

Jorge Juan sitúa a España en el centro de un debate que ocupó a todos los científicos y teóricos del siglo XVIII europeos. Fue visto como una figura sólida de la que se habló con mucho respeto de su trabajo.

En esta último jornada, Lafuento quiso establecer paralelismos entre el mundo de Jorge juan, durante la ilustración y el momento actual, que podría ser visto como una segunda ilustración.«Es una época que sigue enseñándonos cosas de las que tenemos que ser capaces de aprender para incorporarlas a nuestra vida ordinaria», este es el desafío que Lafuente tiene por delante.

 

ANTONIO LAFUENTE

Antonio Lafuente (Granada) es doctor en ciencias físicas y trabaja en el Centro de Ciencias Humanas y Sociales (Madrid) del CSIC. Hizo su doctorado con Rene Taton en la EHESS (París) y con José Luis Peset en el Instituto de Historia del CSIC. En 1989 inició una larga estancia (dos cursos) en la Universidad de Berkeley como «visiting scholar». Ha publicado dos docenas de libros y más de cien artículos, muchos de ellos en revistas internacionales. Su actividad como ensayista y divulgador de la ciencia abarca numerosas facetas, que podrían ser aunadas bajo el empeño de construir una crítica de la ciencia que no desmerezca de la mejor crítica del arte, el teatro o la literatura. Ha dirigido colecciones editoriales sobre ciencia y, entre sus libros hay que citar «Los caballeros del punto fijo» (1987), «Mundialización de la ciencia y cultura nacional» (1992), «Ciencia colonial en América» (1996), «Guía del Madrid Científico: ciencia y corte» (1998), «El carnaval de la tecnociencia» (2007) y «Las dos orillas de la ciencia. La traza pública e imperial de la Ilustración española» (2012).

También destaca su labor como editor y traductor, una faceta en la que merecen mencionarse ediciones inéditas en castellano de obras de Newton, Buffon y Voltaire, entre otras. Es colaborador habitual en diarios y suplementos culturales españoles.

Es autor del blog «tecnocidanos», una bitácora donde nos informa de sus avances y lecturas sobre la relación entre las nuevas tecnologías y los nuevos patrimonios.

Actualmente coordina el Laboratorio del Procomún, una iniciativa auspiciada por MediaLab-Prado de Madrid y que agrupa académicos, artistas, hackers y activistas para explorar la posibilidad de encontrar un lenguaje capaz de expresar conjuntamente el elusivo, plural y muy diverso mundo de los bienes comunes.

 

Otras noticias de interés

7,727FansMe gusta
2,647SeguidoresSeguir
2,764SeguidoresSeguir
4,460SuscriptoresSuscribirte

últimas noticias

COMENTARIOS RECIENTES