Cómo alcanzar un sentimiento de bienestar

Consejo de Rosa Mary Rizo, psicóloga clínica.

El ser humano siempre se ha conducido en busca de la felicidad, tratando de evitar los momentos de desdicha, y de promover situaciones que originen emociones positivas.

Hace unos años surgió, dentro de la Psicología, una corriente que ponía el acento en el optimismo y el sentido de felicidad. Esta corriente recibe el nombre de Psicología Positiva, y se centra en los pensamientos, las actitudes y los comportamientos que nos acercan a un estado duradero de satisfacción con la vida.

 

¿Qué podemos hacer para alcanzar ese sentimiento de bienestar? La Psicología  Positiva lo resume en unas sencillas recomendaciones:

  1. Cuando llevamos a cabo actividades que nos hacen sentir bien, que nos gustan, vamos llenando nuestras reservas de felicidad. Una primera recomendación consiste simplemente en practicar esas actividades.
  2. También es importante tener una razón para vivir, marcarnos unos objetivos vitales que podamos alcanzar, que nos movilicen diariamente y pongan en marcha nuestra fuerza de voluntad y entusiasmo.
  3. Implicarnos en actividades en las que podamos sentirnos realizados, sentirnos útiles y valiosos para nosotros mismos y para la sociedad, es un gran protector de la dicha, puesto que potencia nuestra autoestima de forma natural y aporta un sentido a nuestra vida.
  4. Compartir momentos de calidad con los demás, y disfrutar de su compañía, marcando distancia con las personas tóxicas que envenenan nuestro estado de ánimo y hacen emerger en nosotros sentimientos de angustia, de minusvalía, de temor, es un factor fundamental para potenciar nuestro bienestar.
  5. Pensar en nuestros puntos fuertes, ponerlos en valor, y también aceptar nuestras debilidades, nos lleva a sentirnos cómodos en nuestra propia piel, con una aceptación serena de nosotros mismos.
  6. Buscar la autonomía, la independencia, siempre en conexión con nuestros semejantes, aceptando a los demás tal y como son, conlleva la convicción de que somos “arquitectos de nuestro destino” y nosotros decidimos de qué y de quién queremos rodearnos.
  7. Fomentar el sentido del humor, relativizando las preocupaciones, en la medida de lo posible, y alejarnos de aquello que nos angustia y preocupa, tratando de evitar perder la serenidad y la paz interior.
  8. Trabajar la “resiliencia”, nuestra resistencia al dolor, nuestra capacidad de sufrir contrariedades sin llegar a rompernos, saliendo fortalecidos de las experiencias negativas y sabiendo que no existe adversidad que no encierre la posibilidad de hacernos más fuertes.
  9. Y no perder la esperanza en el futuro, pensar que nada está predestinado,  y nosotros podemos decidir cuál es el camino que vamos a emprender para alcanzar esa satisfacción por vivir.

 

Son nueve recomendaciones muy simples que todos podemos seguir. Una buena estrategia es trabajarlas una a una, y no pasar a la siguiente hasta que no dominemos la anterior. Alcanzar un sentimiento de felicidad no es difícil, está en nuestras manos, y sólo necesitamos modificar unos pequeños hábitos.

Otras noticias de interés

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

7,571FansMe gusta
2,647SeguidoresSeguir
2,650SeguidoresSeguir
2,830SuscriptoresSuscribirte

últimas noticias

COMENTARIOS RECIENTES