Opinión de Lidia Martínez, Guanyar Novelda.- Edición impresa

Por unas políticas comprometidas con la igualdad

El pasado 8 de marzo se volvió a demostrar la fuerza del movimiento feminista, y Novelda no fue una excepción. En la convocatoria de la mañana participaron decenas de personas y posteriormente en Alicante se duplicó la asistencia con respecto al año anterior. Sabemos que se ha avanzado mucho en igualdad y en conciencia feminista, sobre todo en estos últimos años, pero seguimos viendo muchas carencias en muchos ámbitos de nuestras vidas.

El primer ámbito en el que las mujeres seguimos sufriendo el machismo es en el espacio privado, la casa. Las tareas que se distribuyen dentro del hogar suelen ser desiguales entre hombres y mujeres, siendo las mujeres las que se llevan la peor parte. Además este trabajo, porque sí, el trabajo doméstico es un trabajo, un trabajo no remunerado, hace que las mujeres sean las que más trabajos a tiempo parcial ocupan. Esto se ve reflejado posteriormente en las pensiones, siendo las mujeres las que mayormente cobran las pensiones no contributivas, y por lo tanto produciéndose una feminización de la pobreza. Las mujeres vivimos una situación de precariedad constante, pero a esto hay que darle la vuelta. Necesitamos políticas de igualdad y de conciliación ya. Necesitamos que las entidades, tanto públicas como privadas, pongan de su parte y se comprometan a conseguir una igualdad real, a no precarizar a las mujeres. En Novelda sabemos que parte de los empleos feminizados son muy precarios, y entendemos que para poder generar una economía potente no podemos hacerlo con la base de unas malas condiciones a sus trabajadoras, ya que son las que más arriesgan; su salud, su trabajo, su vida.

En el Ayuntamiento de Novelda necesitamos una Concejalía de Igualdad fuerte, con presupuesto suficiente como para abarcar todas las reformas necesarias para conseguir esta igualdad que exigimos y nos merecemos. Necesitamos también alguien que lidere este cambio, alguien lo suficientemente comprometido como para llevar a cabo tanto el Plan de Igualdad Interno como el Plan de Igualdad para la Ciudadanía. Estos planes son de vital importancia, ya que son los que determinarán el futuro de nuestra ciudadanía, desde los más pequeños a los más mayores. Hasta día de hoy no ha habido el suficiente compromiso por parte de las instituciones públicas en esta materia. Vemos pueblos como Aspe y Monforte del Cid que nos superan en esta área. Vemos cómo la sociedad ha respondido positivamente y está esperando un cambio hacia políticas feministas. Políticas reales, políticas que generen cambio, cambio de larga duración. Desde Guanyar Novelda no tenemos duda de lo que defendemos y cómo lo queremos hacer, nosotros sí hemos oído las demandas del movimiento feminista y las creemos necesarias. Queremos trabajos dignos, corresponsabilidad de cuidados, educación feminista y fin de las violencias machistas. Sabemos que para conseguir todo esto necesitamos unas instituciones comprometidas y por eso esperamos que desde el pueblo de Novelda se nos de la oportunidad de llevar a cabo este tipo de políticas, para así demostrar que hay políticos que escuchan y comparten las mismas inquietudes y exigencias que la ciudadanía tanto aclama.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí