Art. de opinión de Albert Alcaraz

EIXE POBLET…

El próximo 26 de diciembre se cumplirán 100 años de la defunción del maestro Ernesto Villar Miralles en la ciudad de Novelda. “Una personalidad en el mundo de la música y la literatura, y cuya labor influyó, notablemente, en las generaciones que le sucedieron” tal como afirma la Dra. Ana María Flori, la principal investigadora del mismo. Seguro que cuando nos referimos a Villar hablamos de un desconocido para la mayoría de los ciudadanos.

Villar pasó sus últimos años de vida en Novelda. Residía en la calle Isidro Seller (actual calle Argentina) al lado del Casino creado en 1888, donde, curiosamente, a escasos números habitaba José Ramón Gomis (el mestre Gomis). Sabemos que ambos músicos se conocieron bien y su música estuvo presente en importantes actos de la localidad. Algunos todavía se perpetúan, como la construcción del monumento y ese himno a Jorge Juan, con letra del padre Luis Calpena y el maestro Gomis, estrenado en 1913 para conmemorar el segundo aniversario natalicio del marino, y que es interpretado, año tras año, todos los 5 de enero en la Plaça Vella, por el Orfeón Noveldense 'Solidaridad' y la Sociedad Musical 'La Artística'. Otros quedan en las hemerotecas, como la concesión del título de Ciudad en 1901 donde la música en su mayor expresión estuvo presente.

Era una Novelda diferente a la de hoy. Sí. Pero eixe poblet de apenas doce mil personas, a finales de siglo XIX y principios del XX, gozaba de una actividad artístico-musical muy importante a la que sus convecinos y foráneos, acudían en masa. Quizá el músico más reseñable fue maestro Francisco Tárrega (casado con María Riso y Ribelles, la primera de diez hermanos y natural de Novelda) que solía pasar largas temporadas en casa de sus suegros y aprovechaba para tocar la guitarra y escribir. Pero sumado a los Villar, Gomis y Tárrega, hubo tantos otros como Arturo y Jose María Marosi, Salvador López, Francisco Cantó, Luis Mayoquí, Isidro Belda, José Ramis, Luis Torregrosa, Francisco Salaberri, Eleuterio Parra, Juan López Sellés, Manuel Navarro, Ernesto Gómez Belló… Y es que la música y las artes escénicas estaban presentes en el día a día. El pueblo contaba con una respetada banda de música; con varias coros, como el Coro Chapí (posteriormente llamado Coro Clave) o el Orfeón Noveldense (no el actual 'Solidaridad') creado en 1910; diferentes compañías teatrales, de baile y agrupaciones musicales de cámara, que tomaron parte en los eventos más discretos o las recepciones más reseñables (la presencia del Rey D. Alfonso XIII o D. José Canalejas) Pero es que claro…es importante reseñar que por aquel entonces la villa tenía no uno, sino varios teatros. El teatro 'La Jira' (que años más tarde albergaría el 'Jorge Juan'), el teatro María Guerrero, y, posteriormente, el Cine Barceló, el Principal o el Padre Dehon

Novelda hoy tiene el honor de contar con diferentes centros de enseñanza infantil, primaria, secundaria, bachiller, formación profesional y adultos, dos maravillosos centros dedicados a la música y las artes escénicas, una orquesta, dos bandas de música (una de ellas nuestra herencia preciada desde hace más de 175 años), varios coros, grupos folclóricos, grupos de teatro, agrupaciones musicales de diferente índole (clásica, pop, rock, indie…) que siguen participando de la vida cultural en múltiples manifestaciones y de los que siguen saliendo excepcionales directores, compositores, cantantes, intérpretes, actores…reconocidos en todo el mundo y llevando el nombre de Novelda por donde toca. Un orgullo, sin duda.

Muchos de nosotros estaremos agradecidos de por vida a esos docentes, a esos centros, a esas asociaciones, a muchas personas anónimas que sembraron en nosotros esa semilla tan importante y especial para que hoy podamos ser lo que somos, y sobre todo, ser quién somos. No obstante, algunos como yo, también pensamos sobre lo indispensable que es no caer en el olvido y faltar a la memoria hacia algunas personas que han tenido la importancia en el devenir de la historia de nuestro pueblo. Hay, todavía, muchos 'desconocidos' que merecen ser rescatados…

El próximo 2018 se cumplirán, tristemente, 50 años de la desaparición del último de esos teatros en Novelda: el Teatro María Guerrero. En él se celebraron encuentros, charlas, conciertos, certámenes de literatura, teatro, zarzuela, ópera, ballet…donde muchas personas, 'anónimas' o 'distinguidas', sembraron en pro de nuestra herencia. Hoy podían acontecer muchas más actividades, que demostrasen la importancia de mantener vivo nuestro patrimonio y de ponerlo en valor.

Como cita D. Pau Herrero i Jover, cronista oficial de la villa, “las primeras noticias que se han encontrado sobre la música y Novelda no van más allá del siglo XVI” donde se representaba el baile del Rei Paixaro el día de Reyes, y que, brillantemente, han rescatado del olvido, tras 400 años, el Grup de Danses Lli i Llana de Novelda.

Esperemos que no pase tanto tiempo para poder ver que nuestro pueblo vuelve a tener un foco cultural de ese calibre. Novelda lo merece.

6 COMENTARIOS

  1. Muchas gracias Alberto, por este gran articulo que nos ayuda a conocer mejor el pasado musical de Novelda.2

  2. Muy interesante este escrito que nos habla de Novelda y de sus músicos es algo que no sabía.
    Gracias al que lo escribio.

  3. Un artículo que nos permite conocer la cantidad de personas ligadas a la mùsica y que han servido de modelo y ejemplo a cuantos admiramos las actividades musicales.

  4. Un artículo muy interesante.
    Y gracias por lo de que
    «el baile Rei Paixaro el día de Reyes, y que, brillantemente, han rescatado del olvido, tras 400 años, el Grup de Danses Lli i Llana de Novelda.»

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí