La Casa de Cultura cuenta ya con un aula de lactancia

Cuenta con microondas, sillones, mesas y una pizarra para que los niños puedan entretenerse mientras almuerzan o meriendan en esta sala abierta para todo el mundo.

La Casa de Cultura cuenta ya con un servicio de sala de lactancia, algo que «hacía mucha falta en este edificio», según la concejala de Educación, Kary Crespo. Se trata de un lugar donde las madres podrán dar de almorzar o merendar a sus hijos, e incluso de mamar, y que está abierta no solo a los usuarios de los diferentes servicios de la Casa de Cultura (biblioteca, ludoteca, museo…), sino «a cualquier madre que pasee cerca y tenga que hacer uso de ella», apuntaba Crespo.

En esta sala han instalado un microondas para calentar la comida o los biberones, diferentes sillones y mesas e incluso una pizarra para que los niños puedan jugar mientras comen. Además, en el aseo contiguo hay un cambiador para bebés. «Ha sido posible gracias al esfuerzo de todos los trabajadores y de la concejala y con medios propios», apuntaba el técnico de Educación, José Luis Pellín, que señalaba que «queremos un centro social completo y cómodo para los usuarios».

La sala de lactancia estará disponible en el mismo horario que la Casa de Cultura.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí