Balance laboral de 2009 en la comarca

UGT- Muntanya-Valle del Vinalopó ha realizado un balance de la situación laboral a lo largo del año pasado. Los datos reflejan lo que todos esperábamos. Desde UGT califican al 2008 y 2009 como “años para olvidar”. Nos situamos ya en la cifra de 29.831 parados en la comarca.

Durante el año 2009 el paro subió en 6.913 parados/as, mientras que en 2008 lo hizo en 7.601 trabajadores/as. El paro ha pasado de 22.918 en que cerramos el año 2008 a 29.831 en que cerramos el 2009. Donde más ha subido el paro ha sido en Elda con 1.465 parados más, en 2008 subió en 1.892; seguido Villena con 1.122 parados más, en 2008 subió en 1012; Petrer con 1.024 parados más, en 2008 subió en 1.322; Novelda con 932 parados más, en 2008 subió en 876; Aspe con 706 parados más, en 2008 subió en 746 y Monóvar con 462 parados más, en 2008 subió en 495 más. Desde UGT creemos que el año 2009, como lo fue el 2008, ha sido años para olvidar.

Por sectores, destacar que el paro ha subido en todos. En agricultura hay 1.034 parados, 355 más que en 2008; en Industria 11.918, 2.022 más que el año anterior; en Construcción 4.066 parados, 1.225 más que en 2008 y en Servicios 10.142, 2.338 parados más que en 2008.

Respecto a la contratación, durante el año 2009 se han realizado en nuestra comarca 36.864 contratos de trabajo, 12.129 menos que en el año 2008. De los 36.864 contratos el 14,62% han sido fijos, un punto y medio menos que en el 2008. El 55,35% de la contratación ha sido para hombres, mientras que el 44,65 % para mujeres. La contratación está encabezada por el sector Servicios con el 43% de toda la contratación, seguida por el sector de la Industria con el 29,76 %. Por otra parte el sector de la Construcción con el 13,38% y Agricultura con el 13,85%.

Desde UGT quieren denunciar que “se siguen manteniendo los vicios clásicos de nuestra comarca como son el clandestinaje, la economía sumergida y el cubrir puestos de trabajo fijos con contratos temporales. La precariedad laboral se ha mantenido, dándose mayoritariamente entre las mujeres y los jóvenes. Aunque parece que la crisis está afectando más a hombres que a mujeres. Esto se debe a que en el Mercado de Trabajo hay más hombres que mujeres y a que la crisis ha profundizado más en sectores donde la mano de obra es mayoritariamente masculina como la construcción”.

Para reducir la temporalidad –dicen desde este sindicato- hay que favorecer un cambio en la cultura empresarial y la contratación indefinida, modificando algunas modalidades contractuales para limitar el encadenamiento de sucesivos contratos temporales. Añaden que hay que potenciar la formación y la cualificación de los trabajadores/as ya que son los requisitos imprescindibles para aumentar la productividad del trabajo.

Asimismo, UGT aboga por el crecimiento moderado de los salarios, en función de la situación de las distintas empresas o sectores, en la negociación colectiva del 2010, así como por el establecimiento de un salario mínimo convenio para contribuir a restablecer la demanda y evitar la caída del consumo y de la actividad económica, ya que esto provocaría una mayor destrucción de empleo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí