Art. de opinión de José Penalva Navarro

Desde una visión cristiana

¡¡Madre mía!! ( y II)

Poco a poco y sin darnos cuenta, esta sociedad se está metiendo en una dinámica de destrucción de nuestro sistema de vida que si no reflexionamos sosegadamente sobre las consecuencias de ello, nuestro desorden de convivencia casa día va a ser mayor, puesto que las prioridades para una vida más acorde con los principios de solidaridad están equivocados, primero atendemos los problemas económicos a costa incluso de la salud y de la educación de las personas, y sin embargo decimos que todo lo hacemos por el bien y el futuro de los ciudadanos, y no es así, la prueba es como viven algunos sin preocuparse de cómo viven otros, y este cúmulo de desatinos nos están llevando, y sobre todo a nuestros hijos y nietos a no tener ningún futuro.

Para que vayamos entendiendo lo que nos está pasando, solo tenemos que repasar algunas declaraciones de personajes que tienen poder e influencia, como en este caso es el Alcalde del pueblo de Leganés, que dice; (“La sanidad pública es una reliquia de sociedades decadentes, esta reliquia forma parte de la estructura diseñada para gestionar la decadencia de la sociedad europea: la Seguridad Social, tanto en la vertiente sanitaria como en la de las pensiones(…..) La única alternativa son los planes de pensiones y seguros médicos privados. Desprendámonos de esta nociva reliquia garantizando a través de los impuestos los derechos pasivos de los que ya han cotizado, y empecemos de nuevo con un sistema más justo y saneado, donde cada cual se responsabilice de su salud y de la provisión para su ancianidad, nos va el futuro en ello”) ¿Qué les parece a Vds. la perorata ideológica de lo bueno que es el sistema neoliberal? Y sobre todo para los que no tienen nada, porque claro, seguro que un sueldo de más de 100.000 euros anuales, uno se puede permitir el lujo de ser de todo. Además este Sr. aparte de ser Alcalde es además Diputado Autonómico y consejero de Bankia, y seguro además que fiel cumplidor de sus responsabilidades cristianas, ¡¡ Madre mía del señor, que panorama!!.

Esta declaración de intenciones en toda regla la podríamos enlazar con aquellas que formuló nuestro Presidente del Gobierno, en sus famosos artículos en el periódico El Faro de Vigo, años 83 y 84, en el que afirmada, que ellos, los de buena estirpe, son los preparados para dirigirnos a los demás, por tanto estamos ante una forma de entender la gobernanza de nuestro país, y no solamente ante unas medidas necesarias para poner orden en la economía, sino que se implanta con ello y a marchas forzadas una manera de entender la sociedad, que yo creo totalmente injusta, insolidaria y anticristiana.

Pensemos por un momento la cantidad de personas que se van a quedar en el camino por no poder ser atendidas sanitariamente, los jóvenes que por no haber trabajado y cotizado tampoco van a tener cobertura sanitaria, esto es una inmoralidad a todas luces, digan lo que digan nuestros políticos, y se pongan como se pongan, porque si no somos solidarios con los que no tienen ni pueden, ¿Cómo podremos mirarnos a la cara?, Voy a recordar un fragmento de las Sagradas Escrituras, que vienen al pelo de esto que comento, y dice así; «Cuando le reclames a tu prójimo algo que te debe, no entrarás en su casa para reclamar la prenda, sino que permanecerás a la puerta y él te sacará lo que tuviere.

Ahora bien: si es pobre, la prenda no pasará la noche en tu casa, sino que se la devolverás inmediátamente antes de la puesta del sol para que duerma sobre su ropa y te bendiga y así halles justicia ante el Señor tu Dios. No negarás su paga al indigente y al pobre ya se trate de tu hermano, ya sea un extranjero que mora contigo en tu tierra y en tu ciudad; antes bien, le pagarás cada día su
salario antes de la puesta del sol, porque es pobre» y este otro que hace referencia a que “ No se juzgará a los pobres con balanzas trucadas” por tanto no se pueden defender, de palabra, estos preceptos absolutamente ciertos, y luego tomar medidas contrarias a ellos, sin que le tiemble a nadie el pulso, tengan sosegada su alma, y la conciencia tranquila, ¡¡No lo puedo entender!!. He dicho en numerosas ocasiones que cada cual debe vivir como piensa en su interior y no ser contradictorios con sus creencias, porque de ser así estaremos creando una sociedad contradictoria, que lo es, una sociedad insolidaria, que lo es con toda su crudeza y una sociedad donde el individualismo está anidando con fuerza, y ese es el motivo principal de nuestros males, la desafección y el desamor.

Si estas actitudes insolidarias no las frenamos y cambiamos nuestra forma de vivir, todos desearemos, por encima de cualquier cosa, conseguir poder a cualquier precio, que en estos momentos es lo que nos está enseñando el sistema, por tanto los políticos, que tienen que cumplir las leyes y aquellos que tienen que hacerlas cumplir, deberían de darnos ejemplo a los demás para que pudiéramos sentirnos satisfechos con nuestro sistema de convivencia, y no tener que llegar a pensar que una vez elegidos solamente se preocupan de sus propios intereses y así tener el poder necesario para ser unos privilegiados.

1 COMENTARIO

  1. Efectivamente señor penalva :
    Sin darnos cuenta ni opción nos vemos inmersos en una espiral que nos conduce inexorablemente al abismo . Ya parece que huele el tema , que ya cansa. La cantidad de cosas que nos habrían horrorizado, 20 ó 30 años atrás han sido banalizadas, y dejan indiferentes a la mayoría de las personas. Día trás día recibimos continuos ataques a las libertades y a la dignidad,; incapaces de defendernos. Las previsiones para nuestro negro futuro y condiciones de vida no pueden ser más dramáticas.
    Los medios de comunicación nos martillean constantemente los cerebros, parece que ya no sepamos distinguir las cosas y nos llevan a una total decadencia. ¿ Qué nos pasa? No reaccionamos, parece que la tremenda situación que vivimos no va con nosotros y aceptamos todo lo que nos quieran imponer a la fuerza porque ya no somos dueños de nuestra voluntad. Poco a poco, a pequeñas dosis,nos han abducido rebatándonos, en cierta forma nuestra esencia .
    Aceptámos como normal que seamos los paganos sin límites.¿ Qué es lo próximo que quieren , que seámos esclavos de sus miserias?
    La indignación de todo el país es latente ante los desalmados que casi han hundido la España democrática. ¡ Che , de verdad, y qué asquerosidad de políticos! ¡ Dios bendito!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí